La respuesta del director de una aerolínea emociona a un ‘competidor’ de 10 años de edad que le pidió consejo profesional

 

El pequeño aficionado a la aviación le envió una carta al ejecutivo explicando que desea fundar su propia aerolínea. Y el directivo respondió invitándolo a una reunión en las oficinas de la compañía.

Un niño australiano de 10 años que sueña con fundar su propia aerolínea envió una carta al director ejecutivo de Qantas Airways —la compañía aérea más antigua de Australia— para pedirle asesoramiento. Para su gran sorpresa, recibió una respuesta de su remitente, quien lo invitó a una reunión en las oficinas de la empresa, informa el portal News.com.au.

“Soy Alex Jacquot, un chico de diez años (por favor, tómeme en serio) y quiero fundar una aerolínea”, escribió el menor en la misiva dirigida a Alan Joyce, la máxima autoridad de Qantas Airways. El niño añadió: “Soy el director ejecutivo de mi aerolínea, que por cierto se llama Oceania Express”, y detalló que ha contratado a otros directores departamentales junto con su “amigo Wolf”, cofundador y vicedirector de la compañía.

Tras explicar que dispone de tiempo libre porque está de vacaciones y que ya ha decidido “qué tipos de aviones” necesitará su flamante empresa, junto con los “números de vuelo, servicio de a bordo y demás”, Jacquot le pidió consejo a su ‘colega’ sobre cómo ayudar a los pasajeros a dormir mejor en un supuesto vuelo sin escalas de 25 horas de duración entre Australia y la capital británica, Londres.


En su respuesta, Joyce admitió que no suele asesorar a sus “competidores” pero aceptó hacer una excepción. Y, tras darle consejos al niño sobre cómo asegurar la seguridad y el confort de los pasajeros, le propuso mantener una reunión “para comparar ideas sobre cómo es administrar una aerolínea”.

“Y también me gustaría ofrecerte un ‘tour’ por nuestro centro de operaciones, donde mantenemos un ojo sobre cada uno de los vuelos de Qantas, donde sea que estén en el mundo”, agregó Joyce.

Posteriormente, el menor confesó haberse sentido emocionado al momento recibir la carta del director ejecutivo de Qantas Airways. “Abrí el sobre de un tirón y leí rápidamente la carta […] me sentí tan entusiasmado que estuve corriendo por la casa durante diez minutos, ¡no puedo creerlo!”, dijo Alex.

“Yo también fui un niño que sentía curiosidad por los vuelos en avión y todas sus posibilidades”, argumentó Joyce para explicar su decisión. Mientras tanto, la madre de Alex aseguró que la familia espera a que el alto ejecutivo confirme la fecha y la hora de la cita.

Fuente: RT